1. COLORES FRIOS Y CALIDOS EN DECORACIÓN

Quiero compartir con todos vosotros un nuevo apartado en nuestro BLOG sobre Decoración y enseñaros a través de diversos artículos y consejos toda mi experiencia como diseñadora de interiores. Me gustaría a lo largo de estos meses aportaros nuevas ideas y despertar vuestras inquietudes, estaré encantada de ayudaros a crear ambientes únicos y hacer de cada estancia un rincón especial en vuestro hogar.

No existen viviendas feas sino mal decoradas, por muchos motivos, los más frecuentes son: una mala elección de colores, el tamaño y el estilo de los muebles, la distribución y la colocación del mobiliario en relación al tamaño de las estancias, el exceso o la falta de iluminación, que nos viene dado por la orientación de la vivienda y tamaño y por último los elementos ornamentales para darle una esencia intima y personal a nuestro hogar.

Lo primero es comenzar con las sensaciones que nos producen los colores, en este caso es muy importante saber diferenciar muy claramente los COLORES FRIOS DE CALIDOS:

Los colores, transmiten sensaciones; es bien sabido que casi todo el mundo afirma que: el rojo es dinámico e invita a la acción, que el verde por el contrario nos convida al reposo y a la introspección, que el azul calma y es causa de ensueño. Por ello; se comprende que el color en la decoración de una vivienda es un elemento del equilibrio psicológico.

– COLORES CÁLIDOS; son aquellos que en el espectro de color van desde el verde amarillento al rojo. Citamos: verde amarillento (lima), amarillo, amarillo anaranjado, rojo anaranjado, rojo y rojo púrpura.

Los colores cálidos se utilizan cuando tenemos estancias con mucha profundidad, y el truco consiste en pintar de un color muy cálido e intenso la pared del fondo, esto nos dará la sensación de que se nos acerca, y además destacaremos la ornamentación más bonita de esa habitación, como una colección de cuadros, o una vitrina con finas porcelanas.

– COLORES FRIOS; son aquellos que van desde el verde al azul. Citamos: verde azulado (esmeralda), verde, azul de Prusia, azul, azul ultramar, violeta o malva, púrpura violáceo.

Los colores fríos se utilizan para estancias que tengan poca profundidad y queramos dar la sensación de alejamiento, lo cual las hará parecer mayores de lo que son. También resultan muy útiles para espacios pequeños y muy luminosos, con colores fríos nos darán sensación de que son más grandes y no tan luminosas, ya que debemos saber que el exceso de luz produce la sensación de que las estancias son más pequeñas.

Os dejo algunas imágenes de ejemplos de estancias en tonos fríos y cálidos.

Autor: Caridad Benito Richart – Diseñadora de Interiores – IN CIVITAS.

 

Anuncios

2 respuestas a 1. COLORES FRIOS Y CALIDOS EN DECORACIÓN

  1. Juan dijo:

    Muy interesante este apartado, y muy acertado el comentario “No existen viviendas feas sino mal decoradas”. Los colores ayudan a percibir las sensaciones que buscamos para cada ambiente.
    En este sentido también ayuda mucho la iluminación, con las lámparas led que tienen distintas tonalidades de color, se acentúan esas sensaciones que tan acertadamente describe Caridad Benito es este artículo.

    • Muchas gracias Juan por tu comentario, hablaremos más adelante en otro artículo del efecto de la iluminación en la decoración de nuestro hogar o negocio, dependiendo del estilo, del tamaño o sencillamente de lo que nos interese destacar en ellos. Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s